El presidente Andrés Manuel López Obrador reiteró su convocatoria para integrarse a la Guardia Nacional y ayudar a garantizar la paz y la tranquilidad en el país.

“Estamos haciendo un llamado y aprovecho para pedirle a todos los jóvenes que quieran participar en la Guardia Nacional, que quieran ayudarnos para garantizar la paz y la tranquilidad en México, que quieran servir a la patria, no solo porque van a tener buenos sueldos, prestaciones, sino también porque van a dar un servicio a la sociedad, al pueblo de México”, expresó el mandatario.

En conferencia de prensa matutina, dijo que los elementos “se van a sentir muy orgullosos de participar, de formar parte de la Guardia Nacional por la labor que tenemos. El propósito es que se pacifique a México por completo y eso lo tenemos que hacer entre todos, no es asunto de un solo hombre o del gabinete, es asunto de todos”.

Aseguró que no habrá dificultades para reunir los 140 mil elementos necesarios en la nueva corporación y agregó que se requiere “que sean buenos elementos, que pasen los exámenes, sobre todo gente honesta”.

El jefe del Ejecutivo se refirió a las protestas de elementos de la Policía Federal que presuntamente se niegan a pertenecer a la Guardia Nacional. Sostuvo que no se despedirá a los policías y que las renuncias que pudieran presentarse serían voluntarias.

“Tenemos que tener gente honesta, profesional, no vinculada a actos ilícitos”, enfatizó.

Expresa gratitud por respaldo del pueblo en cumpleaños número 66

Al cumplir 66 años, el presidente López Obrador agradeció el respaldo del pueblo de México en el ejercicio de su gobierno y afirmó que corresponderá a la confianza que han depositado en él.

“No saben cuánto apoyo recibo de toda la gente. Me siento muy protegido, muchas gracias a todos los que han depositado en nosotros la confianza y nunca jamás los vamos a traicionar. Esta es una oportunidad para expresar mi agradecimiento a los mexicanos, muchos, millones que nos están apoyando”, indicó.

El presidente destacó que a más de 11 meses de gobierno, la economía avanza y prueba de ello es el aumento de remesas y de inversión extranjera, la creación de empleos a partir de los programas sociales ‘Sembrando Vida’ y ‘Jóvenes Construyendo el Futuro’, y el rescate de la producción de petróleo, que dará al cierre del año 50 mil barriles adicionales.

Informó que en los recientes encuentros con representantes del sector empresarial ha habido buenos resultados en la definición del plan de inversión para la infraestructura del país, el cual se dará a conocer el martes 26 de noviembre.

“Todos los proyectos y los costos estimados, en qué consiste. Tiene que ver con infraestructura, ampliación de aeropuertos, carreteras y otras obras, pero se va a buscar que sea el mayor número posible y que se pueda ir haciendo por etapas porque son muchos proyectos. Lo que se busca es no firmar un acuerdo en lo general, en abstracto, sino lo que se va a hacer proyecto por proyecto, precisarlo, puntualizarlo en el marco de la legalidad si se necesita licitar. Pura inversión privada”, precisó.

El presidente reafirmó que la decisión de asilo al presidente de Bolivia, Evo Morales, responde a la tradición diplomática de México.

“Nosotros cumplimos con un deber político y moral, hicimos lo que consideramos justo y humano, y tampoco tengo nada que ocultar. Y lo considero un buen gobernante, esa es mi opinión, aunque esto no es lo que nos llevó a tomar la decisión que tomamos. Se le dio asilo, porque estaba en peligro su vida y teníamos que actuar de manera consecuente”, remarcó.

Como presidente de origen indígena, “dejó muy buenos resultados y ojalá se conozca cómo se comportó la economía, cómo sacó adelante a Bolivia después de ser pueblo con mucha pobreza y marginación, de ser de los pueblos más atrasados del continente”.

Resaltó que el crecimiento económico fue en promedio de cuatro por ciento e implicó desarrollo en Bolivia.

“De los más altos de América Latina en todo un periodo (…) cuando llegó Evo había el 60 por ciento de bolivianos viviendo en la pobreza y sacó de la pobreza a la mitad, es decir, dejó 30 por ciento”, enfatizó.

Comentarios